lunes, 22 de julio de 2013

NACIONALISMO Y "MAS" NACIONALISMO

Dentro de España se ha dado por bueno al nacionalismo, creo que uno de los fallos de la democracia en este reino es considerar que todo es válido, nacionalismo, pro terroristas y la politización de todo dejando a la libertad como una palabra aclamada y añorada en su plena belleza y vital responsabilidad para una sociedad libre y al alcance de la verdad, recordad siempre a Juan 8:32 "Conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres".

Son varios los días que recibo insultos por twitter, muchos no entiendo pues son en catalán o de una imaginación poética gore. No entiendo el odio que tienen por España, bueno si lo entiendo, si pienso en que el amor entiende de razones que  la razón no entiende, sucede lo mismo con el odio, ellos no entienden pues desde la politización de medios y la enseñanza han sido adoctrinados para ese odio.

Recuerdo las palabras de Charles de Gaulle "Patriotismo es cuando el amor por tu propio pueblo es lo primero; nacionalismo, cuando el odio por los demás pueblos es lo primero."
Y en efecto, es  así, el odio a los demás pueblos es lo primero, en este caso Francia pero sobre todo España, sus ficciones con que Cataluña fue un país o que existen los Países Catalans son desviaciones o puras fantasías, ¿Qué quieren la independencia de la CCAA catalana o los Países Catalans? Es para volverse locos. El odio como el amor son emociones que pueden nublar la razón, en este caso la razón la compone la historia de España y la ley.

Os recomiendo a Ernest Renan, escritor francés e intelectual, sostenía que "Lo que constituye una nación no es hablar la misma lengua o pertenecer a un mismo grupo etnográfico, es haber hecho juntos grandes cosas en el pasado y querer hacerlas aún en el porvenir", perdonad mi emotiva y razonada declaración por España, de que mi reino es una nación y que nadie podrá demostrar lo contrario.


No voy a poner los insultos que me brindan por twitter pero si me he "dado una vuelta" por google en imágenes encontrando fotografías que muestran ese odio, por supuesto están los pitos al himno de mi España.



Estas fotografías solo son unas pocas de las que se puede en encontrar por google. A mi parecer una de las razones ha sido el adoctrinamiento que existe en las escuelas que en otro artículo  mencionaré.
 Estudiando al mismísimo Adolfo Suárez  he encontrado unas palabras suyas que me hacen pensar, "El proceso autonómico tampoco puede ser una vía para la destrucción del sentimiento de pertenencia de todos los españoles a una Patria común. La autonomía no puede, por tanto, convertirse en un vehículo de exacerbación nacionalista, ni mucho menos debe utilizarse como palanca para crear nuevos nacionalismos particularistas."

Por último mencionare a Miguel de Unamuno que sobre la “represión” de Cataluña respondió "Petulante vanidad de un pueblo que se cree oprimido"  y a un escritor recomendado por un profesor de instituto, Richard Aldington desde las islas británicas, "El patriotismo es el sentido generoso de la responsabilidad colectiva. El nacionalismo es el gallo jactancioso en su propio corral”. 

Por darle un toque de humor, mostraré a un español sin complejos a Carlos Cuesta, un crack.